FILADELFIA -- Albert Pujols, Ryan Howard, Chipper Jones. Todos eran considerados favoritos para llevarse el premio Hank Aaron a la excelencia ofensiva, pero el galardonado de la Liga Nacional resultó ser uno que pasó inadvertido: Aramis Ramírez.

El tercera base de los Cachorros de Chicago recibió el premio el domingo, convirtiéndose en el quinto dominicano en ganarlo desde que empezó a acreditarse en 1999. Kevin Youkilis, primera base de los Medias Rojas de Boston, fue el premiado en la Liga Americana.

Se trata de la primera vez que ambos jugadores obtienen el laurel, y Ramírez no ocultó sentirse abrumado por recibirlo de manos del legendario Hank Aaron previo al cuarto juego de la Serie Mundial.

"Jamás me podría comparar con alguien como Hank Aaron. Un hombre con 23 Juegos de Estrellas, yo apenas estoy 21 atrás", dijo Ramírez en tono jocoso. "Es un honor tener este premio".

Ramírez bateó para .289 y conectó 27 jonrones en la temporada. Lideró a los Cachorros con 111 remolcadas y pegó una cifra récord personal de 44 dobles. También registró .380 en promedio de embase y .518 en slugging, además de negociar 74 bases por bolas.

"Tengo que darle las gracias a los fanáticos. Habían nombres muy importantes entre los candidatos", añadió Ramírez, quien lleva seis temporadas seguidas con al menos 25 jonrones.

Youkilis, por su lado, fijó hitos personales en su carrera al amasar un promedio de .312, 168 hits y 43 dobles, además de liderar a Boston con 29 jonrones y 115 impulsadas.

Los ganadores fueron seleccionados en una votación en el portal oficial de las Grandes Ligas en la Internet, con 230.000 votos contabilizados. Este fue el sexto año seguido que los aficionados participaron en la elección.

Se puede presumir que a Ramírez pudo haberle ayudado el entusiasmo de los fanáticos de los Cachorros frente a rivales con credenciales de lujo.

Su compatriota Pujols, por ejemplo, terminó con el segundo promedio más alto de la Nacional, .357, para los Cardenales de San Luis, además de 37 jonrones y 116 producidas. Howard (Filadelfia) lideró las mayores con sus 48 vuelacercas y 146 impulsadas. Jones (Atlanta) fue el campeón de bateo de la Nacional con .364.

Pese a su fenomenal producción, Ramírez y sus Cachorros de Chicago volvieron a despedirse temprano en los playoffs tras conquistar por segundo año consecutivo el cetro de la División Central. Fueron barridos en tres juegos por los Dodgers de Los Angeles en la primera ronda.

"Los fanáticos tienen toda la razón de estar decepcionados con nosotros. Ganamos 97 juegos, el mejor récord de la Nacional y no pudimos superar la primera ronda .... Pero creo que tenemos una buena posibilidad de estar en los playoffs el año próximo", dijo Ramírez.

Sobre el fracaso en los playoffs, el dominicano resaltó sin tapujos que "no hicimos nada bien".

"Fue una cosa generalizada del equipo y nadie debe cargar la culpa individualmente", añadió.

También confirmó que estará preparado para jugar con la República Dominicana en el próximo Clásico Mundial de béisbol, pero no cree que participe de la liga de invierno.

"Creo que sería un poco injusto para los Cachorros pedirles las dos cosas", indicó.

Sammy Sosa, Manny Ramírez, David Ortiz y Pujols son los otros toleteros dominicanos galardonados con el premio. Prince Fielder (Milwaukee) y Alex Rodríguez (Yanquis) fueron los ganadores el año pasado.