Edinson Vólquez. (Mario Emilio Guerrero)

TAMPA, Florida -- "Estoy listo". Con esa frase respondió Edinson Vólquez cuando se le preguntó sobre el gran compromiso de enfrentar a Venezuela, en el partido inaugural de República Dominicana en la primera ronda del Clásico Mundial de Béisbol, a celebrarse este jueves en el estadio Hiram Bithorn, de San Juan, Puerto Rico.

El tirador criollo manifestó que estaba preparado para realizar una buena labor y de esa forma contribuir al éxito del seleccionado criollo.

"Me siento saludable y en una excelente condición física, por lo que estoy confiado de que tendré una buena salida frente al conjunto venezolano", destacó.

Señaló que "mi pitcheos rompientes están bien, lo mismo que mi bola rápida".

"Ahora mismo tengo un buen comando de todos mis lanzamientos y están cayendo de strikes, lo que me da confianza y es un punto importante a mi favor", precisó.

Vólquez estará en su segunda participación en el Clásico, ya que en 2009 también integró la escuadra quisqueyana.

En esa ocasión igualmente abrió el primer partido del equipo criollo, que fue frente a Holanda y resultó el pitcher derrotado.

Tiró 3 entradas, permitió dos hits y tres carreras, que fueron sucias, propinó tres ponches y otorgó dos boletos.

República Dominicana comienza ante Venezuela su participación en el Clásico, dentro del marco del Pool C, de la ronda preliminar del evento multinacional.

En este grupo también competirán, España y Puerto Rico.

En la primera vuelta se jugará bajo el sistema de Todos contra Todos y los equipos que ocupen los dos primeros lugares avanzaran a la siguiente fase, que se jugará en la ciudad Miami, Florida.

HABLA CASTRO
Para Ángel Castro es un gran honor que el dirigente Tony Peña lo haya seleccionado para lanzar detrás de Edinson Vólquez, en el encuentro de apertura del Clásico Mundial de Béisbol.

 

"Estoy muy contento de que Peña me tomara en cuenta para lanzar en un partido de tanta importancia y estoy confiado en que haré un buen trabajo", proclamó Castro.

 

Señaló que está dispuesto a lanzar en el rol que le asigne el manager y que no le importa ser relevista o abridor.

 

"Lo importante es contribuir a la causa del equipo, poner nuestro granito de arena para que República Dominicana logre la corona", apuntó.

 

Resaltó que "soy un luchador y estoy dispuesto a tirar en cualquier situación".

 

Castro elogió la compenetración y armonía que reina entre los integrantes del seleccionado quisqueyano.

 

"En este grupo hay mucho entusiasmo y cohesión, lo que es vital para lograr el éxito, ya que esto no se trata de un hombre, sino de un equipo".