Edward Mujica.

Edward Mujica llegó a la temporada del 2013 con apenas cuatro salvamentos de por vida. Considerado un relevista medio del montón, el venezolano había lanzado por tres equipos en las últimas cinco campañas antes de unirse a los Cardenales el año pasado en un canje con los Marlins.

Pero ante la ausencia de Jason Motte, quien se sometió una cirugía Tommy John, y las dificultades que ha tenido Mitchell Boggs, Mujica se ha visto en territorio desconocido como cerrador de los Cardenales y le ha brindado estabilidad al bullpen.

Desde que heredó el puesto de taponero, Mujica ha logrado 12 salvamentos en igual número de oportunidades y ha cedido apenas dos carreras limpias.

"Ha sido una locura para mí", dijo Mujica. "Cuando empecé el año, me dijeron que iba a lanzar el séptimo inning, pero con la situación del bullpen al comienzo, me dieron la bola y simplemente estoy disfrutando mi tiempo como cerrador".

En seis de los 12 partidos que ha salvado, el diestro de 29 años ha subido a la lomita con una ventaja de apenas una carrera.

"Ha sido clave y obviamente decirlo de esa forma es quedarse corto", dijo el manager de San Luis, Mike Matheny, de Mujica. "El y (el receptor boricua Yadier Molina) están trabajando bien en esas situaciones reñidas y no creo que cambia su combinación de pitcheos ni su manera de atacar a los bateadores, sea la ventaja de tres carreras o de una".